Seleccionar página

Cuando todos aprendemos los conceptos claves del marketing, y más concretamente cuando hablamos del marketing mix, uno de los puntos claves es saber analizar las famosas cuatro pes:producto, precio promoción y distribución (placement).

Dentro de ellas todas tienen su importancia, todas tienen características que las hacen extremadamente importantes, pero solo una de estas cuatro pes es la que nos generará ingresos: el precio.

Es por ello que analizar en profundidad el precio, sus componentes y las posibles implicaciones que tendrá al alza o a la baja serán vitales para que cualquier tipo de empresa, y especialmente las de tecnologías, tengan de cara al presente y al futuro de cualquier tipo de negocio.

 

¿Qué es el precio?

El precio es aquello que recibe a cambio de un bien, servicio o idea aquel que lo ofrece. Por esta razón, a la hora de fijar el precio, hemos de tener en cuenta diferentes elementos propios de un consultor online de marketing digital.

Obviamente dentro del concepto de lo que le cuesta a  un determinado servicio influyen bastantes más elementos que el precio económico, entre ellos los tres siguientes:

  • Coste de búsqueda
  • Coste de comparación
  • Coste de desplazamiento

 

Coste de búsqueda

Es aquel derivado de indagar para encontrar el producto deseado, desde un lector de códigos de barras a un bocadillo o un donuts. Ello puede conllevar tiempo, gastos económicos o esfuerzo mental, además de pérdidas de oportunidad, por lo que el cliente ha de reflejarlo en el coste final de la adquisición del propio producto.

La razón es que si sabemos que Scansys fabrica lectores de códigos de barras o Toshiba fabrica impresoras lo tenemos más fácil que si no sabemos quiénes son nuestros futuros proveedores. Aquí el seo localizado puede jugar un importante papel. Si queremos posicionarnos en León evitamos los desplazamientos para quienes estén en Sevilla y optimizamos los recursos al orientarnos a ese mercado.

Encontrar un producto como una máquina registradora o un lavamanos portátil, puede requerir un tiempo de búsqueda para saber quién vende este tipo de maquinaria de alimentación, para posteriormente indagar sobre si poseen precisamente ese tipo de máquians o no.

 

Coste de comparación

Son los costes derivados de comparar unos productos con otros hasta conseguir reducir la elección hasta uno final. Obviamente también conlleva tiempo y puede que gastos.

En el caso que nos ocupa, si queremos comprar una tablet pc debemos observar de varias marcas y distribuidores: Scansys, Motorola o Toshiba pueden ser nuestras opciones.

Aplicado a las webs, una web de compra y venta de coches de segunda mano, como por ejemplo opel de segunda mano puede ofrecer varios planos o información online para evitar que el cliente tenga que ver uno por uno los coches en diferentes concesionario de ocasión.

Recomendamos visitar la web https://creditosrapidos.express para comprobar cómo online puede conseguirse un crédito rápido con asnef y sin avales para hacer frente a pequeñas cantidades a devolver en poco tiempo.

Posteriormente en una web informativa sobre créditos express podemos compararlo con otros crédito observando la web de mini creditos rapidos en la que se informa sobre este tipo de productos.

 

Coste de deslazamiento

Es el coste que implica desplazarse hasta otra tienda o ciudad para obtener el producto deseado, o el coste de que nos envíen al lugar que nosotros decidamos el producto que vamos a adquirir.

Si tenemos que ir al centro de Toshiba, Motorola o Scansys debemos contemplar como coste el desplazarnos hasta dichos lugares.

En el caso de los créditos online el coste de desplazamiento implicaría el ir a diferentes entidades bancarias y crediticias para poder recoger la información, algo que gracias a Internet se puede hacer cómodamente desde un ordenador.

Por ello Internet a venido a revolucionar el mundo de las compras online de productos físicos pero también de prestación de servicios como, en este caso, los créditos rápidos online.